Muchos niños pequeños duermen tan profundamente de noche que es muy difícil (o imposible) despertarlos. Incluso si mamá o papá están de pie junto a ellos, diciéndoles que es hora de probar el orinalito, los niños no se despertarán. Por lo tanto, no hay manera de que una pequeña señal subdesarrollada del cuerpo que diga: ’ey, cariño, es hora de hacer pipí“ sea lo suficientemente fuerte como para despertarlos.”Por eso, el entrenamiento durante el día y durante la noche son dos cosas completamente diferentes.Como simplemente esperamos el desarrollo físico de tu hijo, no hay trucos para acelerar el entrenamiento para ir al baño de noche, así que espero que puedas darle (y darte) un respiro con respecto a este tema.

  • Lleva a tu cachorro al baño antes de ir a la cama para que adquiera el hábito.
  • Si tu hijo necesita absorción adicional, prueba los calzoncitos entrenadores Pull-Ups® Night*Time durante la noche para mayor absorción. Explícale que estos Night*Time Pull-Ups especiales pueden ayudarlo a ir al baño de noche porque ya sabe cómo usarlos. “A medida que crezcas, tu cuerpo no necesitará hacer tanto pipí de noche, y aprenderás a retenerlo hasta que te despiertes.’
  • Por las mañanas, haz hincapié en que una visita al baño es la Tarea Número Uno. “Cuando nos despertamos, lo primero que hacemos es ir al baño.

¿Cómo puedes saber si tu hijo está listo para dejar los Pull-Ups por la noche y usar solo ropa interior y pijama? Si se despierta sistemáticamente seco todas las mañanas, puedes hablarle sobre su crecimiento para ver si le interesa dormir sin Pull-Ups.

  • “Tu cuerpo ya no necesita hacer tanto pipí durante la noche. Creo que estás listo para intentar dormir con tu ropa interior o pijama de niño grande. ¿Te gustaría probar esta noche?” (Mamás y Papás: si esto los preocupa, pueden agregar una Colchoneta Descartable GoodNites® como protección durante las primeras noches para ver qué sucede).

¿Tu hijo tiene más de 4 años y está totalmente entrenado para ir al baño durante el día, pero aún moja la cama entre tres y cinco veces a la semana? ¡No eres la única! Lo que comúnmente se conoce como ’incontinencia nocturna“ puede ser realmente una enfermedad llamada enuresis nocturna, y afecta a entre cinco y siete millones de niños en los EE. UU. Lo mejor que puedes hacer por tu hijo es hacer que se sienta cómodo. Hazle saber que no estás enojada ni decepcionada, y considera productos como GoodNites®, que pueden ayudar a aliviar el estrés de la incontinencia. Habla con tu pediatra para obtener más información sobre la enuresis nocturna.